El marketing funnel o el embudo de marketing

El Marketing Funnel o embudo de marketing es una de esas cosas que no han cambiado en esencia pero si en la forma. En su esencia sigue siendo el viejo modelo AIDA que desde hace mucho, pero mucho tiempo atrás se han venido enseñando en las aulas de las universidades.

Este modelo ha servido y ha evolucionado junto a su entorno desde luego. Por ejemplo, ahora se habla del Social Media Funnel, como nos lo dice Tristán Elósegui a quien recomiendo leer, dado el nuevo entorno tecnológico y de las comunicaciones, solo para dar un ejemplo.

El Marketing Funnel describe básicamente la psicología humana detrás de un proceso de compra. De hecho encontraras que este también es conocido como purchase funnel. Es un modelo que ha durado más de cien años y aún se mantiene vigente, a pesar de contar con muchos detractores. Este es el AIDA:

A – Awareness (Atención): Atraer la atención del cliente potencial. El reto de las marcas o negocios es establecer un perfil que le resulte atractivo al mercado en el que se encuentra. Acá cabe pensar en la publicidad, las relaciones públicas, la utilización de social media, el boca a boca, etc.

I – Interest (Interés): Destacar ante el cliente potencial las ventajas y beneficios para aumentar el interés del cliente. Brindar al prospecto la información pertinente y  la facilidad de comprar su producto de forma ágil. De facilidades a sus prospectos para hacer la compra.

D – Desire (Deseo): Llevar al cliente potencial al convencimiento de que necesitan y desean nuestro producto para satisfacer sus necesidades. De una o varias razones de peso para comprar su producto.

A – Action (Acción): Que el cliente potencial haga la transacción: la compra. Y algo más, buscar que este repita la compra pasando de nuevo por el embudo y que a la vez nos genere el boca a boca (word of mouth) para atraer nuevos clientes potenciales.

El Marketing Funnel es una herramienta que nos ayuda a diferenciar las etapas conductuales por las cuales nuestro cliente potencial (prospecto) se mueve en nuestro proceso de negocio.

Aplique el modelo a su negocio, ese es el reto. Haga las variaciones necesarias que sean importantes y aplicable a su negocio.

Los comentarios son bienvenidos. Éxitos.

Si te gusto este artículo, obtén actualizaciones agregando tu correo en la siguiente casilla:


Te invito a compartir este artículo para que más personas lo conozcan y se beneficien de la información. ¿Cómo?:

»Dale un +1 al artículo

»Dale un “Me Gusta”

»Tuitéalo

Gracias por leer y compartir este post.